Lunes 24 de Junio de 2024

Maneskin, pasión, entrega y hasta corridos tumbados

SUN

CIUDAD DE MÉXICO. – El doble pedal en el bombo anunció que el hard rock había llegado al Palacio de los Deportes en punto de las 9:10 de la noche, ante un recinto ocupado hasta la última butaca, que acompañó toda la noche el rugido de la guitarra agresiva.

Así aparecieron en escena Damiano, Victoria, Ethan, y Thomas, que fieles al estilo glam rock que se volviera vanguardista entre las bandas de rock gracias a exponentes como David Bowie, lucieron los ojos maquillados, cortes de cabello muy largos, y pantalones negros de cuero.

“Dont wanna sleep”, fue el primer tema del repertorio de la muy joven banda de rock italiana, cuyas edades de sus miembros no rebasan los 24 años de edad, pero cuyo desparpajo en escenario emula a leyendas como Jimmy Page, salvando las distancias.

Los tres hombres, delgados, muy pronto se quitaron las playeras, por su parte Victoria tardó un poco más, pero se les unió, quedando solo con dos parches en los pezones, actitud que explico por qué miles de fans acudieron así al concierto, semi desnudos del pecho a la cadera.

Con las cabezas agitándose de un lado a por parte de los fans, pronto sonaron “Gossip”, y “Zitti e Buoni”, donde los brincos fueron generalizados, provocando que por momentos se sintiera cimbrar el graderío del Palacio de los Deportes, fue así que Damiano, imagen y vocalista de la banda dedicó sus primeras palabras.

“Hola México, muchas gracias, oigan, Estados Unidos, muy lindo, muy lindo, pero el público en México es otra cosa”, dijo en un español casi perfecto, suficiente para que el público le agradeció el esfuerzo con un grito enardecido.

“Honey (are you coming?)”, sencillo principal de su disco más reciente lanzado en marzo de este mismo año, parecía tener años de antigüedad, pues cuando el público sintió los primeros acordes recibió el tema coreándolo de principio a fin.