Cárteles mexicanos, con presencia mundial

[El Universal]

CIUDAD DE MÉXICO.- Antes limitados a servir como intermediarios en el tráfico de drogas entre otros países -sobre todo sudamericanos- y Estados Unidos, a través del territorio nacional, en los últimos 20 años las organizaciones criminales mexicanas se han fortalecido y extendieron sus redes financieras y de suministro en varios continentes hasta incluir al menos 50 jurisdicciones, de acuerdo con informes oficiales de México y Washington.

Según un reporte del Servicio Legislativo de Investigación del Congreso estadounidense, el Cártel de Sinaloa, considerado la organización narcotraficante más antigua y establecida de México, con ingresos anuales por cerca de 3 mil millones de dólares, tendría “una presencia sustancial en unos 50 países” de América, Europa, África Occidental y el Sureste Asiático.

Su especialidad, resalta, es el contrabando de enervantes de Colombia, Perú y Bolivia, así como de los producidos en México (amapola, heroína, metanfetaminas y marihuana) a Estados Unidos.